Déjate fascinar por los insectos en Insectpark

Si hay un plan para hacer con niños que pueda ayudarnos a cambiar el futuro del planeta, ese es InsectPark. Se trata de un espacio que busca descubrirnos el mundo de los insectos, desde pequeños mosquitos hasta fascinantes mariposas, pasando por escarabajos y tarántulas. Un lugar donde descubriremos el lugar de cada uno en el planeta y la importancia que todos ellos tienen en este círculo maravilloso.

En la carretera M-600 que une Guadarrama con San Lorenzo de El Escorial  (km. 5,6), en la zona recreativa de “El Tomillar” -donde además podéis hacer picnic en las mesas que hay para tal fin- se encuentra este centro maravilloso. Hay una zona de parking en el área recreativa y otro espacio justo en la entrada de InsectPark así que podéis aparcar en la misma puerta. Allí, un insecto gigante y un dinosaurio de gran tamaño os esperan para hacer las delicias de los más pequeños que ya van haciéndose a la idea de lo que hay en el interior.

Qué verás en InsectPark

Dentro os dará la bienvenida Mari Puri, la mantis más grandes que veréis jamás y una de las poquísimas réplicas que encontaréis en este museo de microfauna porque todo lo demás son insectos vivos o naturalizados (disecados). Una colección increíble dividida en distintas salas en las que encontraréis varios espacios a lo largo de vuestra visita:

  • Una sala en la que descubrir insectos expertos en camuflaje: insectos palo, hoja y similares que veréis… o no veréis.

    A los niños les fascina esta sala porque a veces parece imposible detectar su presencia y, sin embargo, ahí están quietecitos. Sólo podéis verlos si tenéis la suerte de que muevan una antena y los encuentres.
  • Podréis descubrir las especies de mariposas que pueblan España, algunas incluso ya desaparecidas, y algunos de los principales retos que encuentran para su supervivencia: la destrucción de su hábitat, principalmente, a causa de la construcción de ciudades, carreteras…
  • Curiosidades sobre mariposas y otros insectos que os dejarán impresionados. Colores fascinantes, tamaños inimaginables que parecen sacados de una película de ciencia ficción…Una de las que más llamó la atención a mis peques fue la de los colores: los insectos parecen dividirse entre los que se camuflan y los que parecen querer ser vistos a toda costa con colores lo más llamativos posible. Pero, ¿por qué quieren que les vean? se preguntaban los peques. En uno de los paneles encontramos la respuesta: es una forma de avisar a sus posibles prestadores de que su sabor es tan desagradable que no merece la pena comerlos, o incluso que son venenosos.

    Otras curiosidades sobre los insectos: ¿sabíais que suman un 77% de las especies que pueblan el planeta y eso a pesar de que solo se conoce un millón de especies de las más de 5 que se cree que existen? ¿O que nos ganan por mucho en masa pero no los vemos porque la mayoría salen por la noche o se encuentran en zonas que no hemos habitado? Sobre esa masa, interesantes saber que por cada kilo de masa humana se calcula que hay 270 kilos de masa de insectos. ¡Una pasada!

  • En la planta inferior encontaréis la sala de “Bichos Espeluznantes”, con insectos vivos, desde escarabajos a tarántulas. ¡Ay, esas tarántulas!… que hasta acabas viendo su lado tierno. ¡No es broma!
  • Y finalmente la sala en la que os cuentan todo tipo de curiosidades: picaduras, insectos transparentes, habitantes de grandes alturas… No tiene desperdicio.

Además, algunos meses del año podréis disfrutar de la cría de la mariposa isabelina. No era el momento ahora, pero seguro que volveremos en mayo o junio, cuando la veremos en todo su esplendor.

El origen de los insectos

No puedo deciros cuántos insectos veréis entre vivos y naturalizados, pero son muchos, muchísimos y cada uno diferente, cada uno especial y maravilloso. Son el resultado de más de 40 años de expediciones y trabajos científicos que buscan mostrar la increíble diversidad de este grupo de seres vivos. Todo los ejemplares, como explican en uno de sus paneles, proceden o bien de granjas de cría en cautividad  o de sus lugares de origen siguiendo las leyes de conservación y normas éticas para su estudio. Todos cuentan con sus certificados oficiales de procedencia legal.

El edificio donde se encuentra InsectPark

El edificio también tiene historia porque se erige sobre las ruinas de un antiguo hospital de la Guerra Civil, entre pinos centenarios. El diseño fue finalista en los premios NAN por su innovador proyecto de restauración.

InsectPark es también el Punto de Información del Monte Abantos y sus alrededores donde se ubican las características del “Paraje Protegido Pinar de Abantos y bosque de La Herrería”  donde se destacan sus valores naturales.

Tanto la visita al centro como sus alrededores son una maravilla y el precio muy asequible (7 euros los adultos y 5 euros los niños menores de 10 años). Además, organizan visitas guiadas y talleres para colegios donde los alumnos pueden aprender todo sobre los insectos. Y de los que también pueden disfrutar las familias los fines de semana, ¡No os perdáis la visita!

Sobre Diana

Soy periodista, emprendedora, amante del teatro (sobre todo infantil) y de los buenos planes (en familia, en pareja, entre amigos, en solitario...). Un día, después de un montón de casualidades, decidí lanzarme a la aventura de poner en marcha mi propio proyecto profesional: Mamá tiene un Plan. Hoy, tengo dos peques (niña y niño) y muchas ilusiones, a los que dedico todo mi tiempo y energía. En el viaje me acompaña un hombre maravilloso (al que dedico menos tiempo del que me gustaría y quiero con locura) y una gran familia a la que adoro que hace posible que todo lo demás siga girando. @Diana_M_N

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *