Una ludoteca para aprender a vivir mejor

Hay centros especializados en psicología que organizan actividades para niños a lo largo del curso que van mucho más allá de tratamientos o sesiones orientadas a resolver una dificultad específica.

Es el caso de Emotiva que busca que sus sesiones “extraescolares” sean un punto de encuentro entre niños que fortalecerán determinadas áreas, como la Inteligencia Emocional. 

Entre sus muchas actividades, llama la atención las sesiones de Ludoteca, dirigida a niños de Educación Infantil y de Educación Primaria y organizada de forma que los niños se dividen por edades y por sus circunstancias personales y en grupos de máximo 6 peques.

Desde Emotiva, Marta Bermúdez, especialista en Inteligencia Emocional del centro, nos cuenta que “los padres cada vez nos piden más asesoramiento acerca de la forma de educar a sus hijos a desarrollar sus habilidades socio-emocionales”. Atendiendo a esta petición han organizado estos talleres en los que buscan, mediante actividades lúdicas, “fomentar el entrenamiento y puesta en práctica de las habilidades socio-emocionales, dentro de un espacio supervisado, recibiendo una regulación directa  de su estar en el grupo, tanto por parte de sus iguales, como del propio adulto, lo que genera un aprendizaje más potente y significativo”.

Las actividades que se realizan van desde manualidades en grupo para fomentar la creatividad, juegos para aumentar su capacidad de concentración y atención, marionetas y dinámicas para el desarrollo de la autoestima, rol playing para generar relaciones interpersonales sanas…reforzando siempre el pensamiento positivo y confianza en sí mismos.

En palabras de Marta Bermúdez “el objetivo principal de estos talleres es que los niños interioricen estrategias y herramientas  que les permitan manejarse eficazmente y por tanto, ser más resolutivos en los diferentes ámbitos de su vida”.

Captura de pantalla 2015-09-09 a las 22.39.50

En estos talleres de habilidades socioemocionales, los objetivos se mantienen en la línea de ayudar a nuestros peques a mejorar su día a día:

  • Enseña a los niños  a conocer y a expresar sus emociones, así como, a interpretar lo que piensan y sienten los demás.
  • Se crea un buen entorno para concienciarles sobre la influencia que generan sus estados de ánimo y formas de comunicarse.
  • Colaborando con el grupo, aprenden a ser más resolutivos ante situaciones  cotidianas, así como, a desarrollar más su tolerancia a la frustración.
  • Entrenan habilidades que les permiten  mantener y disfrutar de las relaciones sociales.

Estos talleres benefician especialmente a niños con estas características:

  • Dificultades para relacionarse de manera satisfactoria.
  • Dificultades en el lenguaje.
  • Dificultades de atención.
  • Desmotivación y apatía general.
  • Patrones comunicativos poco eficaces.
  • Dificultades en la identificación, expresión y/o gestión emocional
  • Inseguros o con déficit en su autoestima.
  • Falta de empatía.

Por otro lado, en Emotiva cuentan con servicios más específicos como intervención psicopedagógica, logopedica, atención a niños con dificultades educativas especiales, coaching para adolescentes, etc.

mamatieneunplan-emotivalogo

Sobre Diana

Soy periodista, emprendedora, amante del teatro (sobre todo infantil) y de los buenos planes (en familia, en pareja, entre amigos, en solitario...). Un día, después de un montón de casualidades, decidí lanzarme a la aventura de poner en marcha mi propio proyecto profesional: Mamá tiene un Plan. Hoy, tengo dos peques (niña y niño) y muchas ilusiones, a los que dedico todo mi tiempo y energía. En el viaje me acompaña un hombre maravilloso (al que dedico menos tiempo del que me gustaría y quiero con locura) y una gran familia a la que adoro que hace posible que todo lo demás siga girando. @Diana_M_N

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *