A mi hijo le cuesta hacer amigos

Por Carmen Marco, de aprenderT

Los niños encuentran su primer entorno social en la familia donde aprenden aspectos tan básicos como saludar, mirar a los ojos, sonreír… Más tarde, en la guardería o colegio, comienzan a surgir las primeras amistades, sin  olvidarnos de los amiguitos que se hacen en el parque o en el pueblo, por ejemplo. 

En estos entornos los niños van aprendiendo a acercarse a los demás, a iniciar una conversación, aprenden a compartir, a jugar en equipo, a saludar, a pedir permiso y un largo etc. Todos estos aprendizajes se engloban en las Habilidades Sociales.

Las Habilidades Sociales son, por tanto, el conjunto de destrezas o competencias que ponemos en marcha cuando nos relacionamos con las personas que nos rodean.

En algunas ocasiones, vemos en los niños dificultades para hacer amigos. Por ejemplo, podemos observar que son demasiado tímidos y les cuesta hablar con otros niños y prefieren, entonces, quedarse al lado de los adultos, o se enfadan con facilidad cuando pierden en algún juego o no se juega a lo que ellos quieren, o incluso jugando son algo “mandones” y al final el resto de los niños prefieren alejarse.

En todos estos casos que hemos descrito, los niños tendrían una falta de Habilidades Sociales que, generalmente, suele provocar que tengan dificultad para hacer amigos o provocan muchos conflictos con los otros niños encontrándose un poco aislados.

La falta de estas estrategias a nivel social, puede deberse a un aprendizaje erróneo (por ejemplo, si en casa aprende que gritando consigue todo lo que quiere, es posible que con sus amigos también lo intente), al temperamento del niño (hay niños más introvertidos que otros) o también la causa se puede encontrar en la autoestima, el autoconcepto y la seguridad que tenga el niño en él mismo.

Os dejamos algunas claves para saber si vuestro hijo tiene dificultades para relacionarse con los demás, sin olvidar que hablamos siempre en términos generales y que cada niño tiene sus propias características:

  • Excesiva timidez: Suele quedarse sin jugar o prefiere jugar sólo antes que preguntarle a otros niños, te pide siempre que le ayudes a iniciar una conversación o pedir algún juguete, o simplemente poder jugar con los demás, su tono de voz cuando le preguntan algo es excesivamente bajo o suele quedarse callado.
  • Se enfada con facilidad: Cuando está con los demás niños enseguida se queja de que no le hacen caso o que ya no quiere jugar más con ellos. Lleva muy mal perder en el juego o intenta establecer sus propias reglas. Suele discutir con facilidad por cualquier cosa.
  • No resuelve bien los conflictos: Cuando discute con algún amigo puede, o bien quedarse callado y aceptar lo que le dice el otro niño, sin expresar su opinión, o imponer la suya a toda costa, incluso llagando a pegar o insultar al otro. En ese caso, también puede ocurrir que se muestra orgulloso y le cueste pedir perdón o asimilar las culpas.
  • Algunos niños se quejan de él: a veces las “pistas” pueden venir del comentario de otros niños que se quejan de algún comportamiento o de algo que ha dicho. “Me empuja todos los días en la fila” “me dice que mis trabajos están mal hechos””me quita sin permiso mis cosas”.

En aprenderT, durante el verano, abrimos grupos intensivos de habilidades sociales con los que además de poder trabajar las estrategias que utilizamos para relacionarnos con los demás (saludar, iniciar una conversación, tolerar la frustración, saber perder y ganar en los juegos, etc) también les ayudamos a conocerse a sí mismos y a valorarse. Y al mismo tiempo  encontraran una oportunidad para conocer a nuevos amigos y divertirse.

Si queréis participar, tenemos varios sorteos y descuentos disponibles en Mamá tiene un Plan. No olvidéis echar un vistazo a la sección de CLUB & Promociones.

Os esperamos en:

aprenderTlogo

Carmen Marco
Psicóloga de aprenderT

Sobre Diana

Soy periodista, emprendedora, amante del teatro (sobre todo infantil) y de los buenos planes (en familia, en pareja, entre amigos, en solitario...). Un día, después de un montón de casualidades, decidí lanzarme a la aventura de poner en marcha mi propio proyecto profesional: Mamá tiene un Plan. Hoy, tengo dos peques (niña y niño) y muchas ilusiones, a los que dedico todo mi tiempo y energía. En el viaje me acompaña un hombre maravilloso (al que dedico menos tiempo del que me gustaría y quiero con locura) y una gran familia a la que adoro que hace posible que todo lo demás siga girando. @Diana_M_N

4 comentarios en “A mi hijo le cuesta hacer amigos

  1. Hola, me ha parecido un artículo muy claro y conciso sobre los principales síntomas que pueden anticipar un déficit en habilidades sociales durante la infancia del niño.

    Aunque la educación de los niños es algo complejo porque tienden a ser mucho más emocionales que un adulto, creo que todo lo que los padres consigan a estas edades tendrá un impacto fundamental en la etapa adulta, así que conviene no bajar la guardia en este sentido.

    Saludos y enhorabuena por el blog

  2. MI HIJO DE 18 AÑOS NO TIENE AMIGOS, EL QUIERE SALIR CON LOS COMPAÑEROS DEL COLEGIO PERO LES MANDA MENSAJES Y TODOS LE DICEN QUE NO PUEDEN QUE PUEDO HACER PARA AYUDARLE

      1. Hola de nuevo

        hemos hablado con aprenderT y nos comentan que sería interesante conocer algunos detalles sobre tu hijo para poder aconsejarte. Lo mejor es que te pases por su centro previa petición de cita (C/ General Álvarez De Castro 39. Tlf: 91 029 03 32. http://www.aprendert.es). La primera consulta es gratuita y seguro que pueden darte muy buenos consejos! Suerte!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *