‘Un verano sin luz azul’, una campaña para reducir el uso del móvil y fomentar el juego de mesa en familia

El verano nos da más tiempo libre que, para los más jóvenes de la casa, se convierte en un período ligado al fomento del uso de pantallas digitales ante el aburrimiento y la falta de motivación u opciones de ocio analógico. Por ello este mes se lanza una campaña informativa, puesta en marcha por Empantallados, plataforma para padres que buscan un uso inteligente de Internet, y con la colaboración de Asmodee, empresa líder de juegos de mes, así como con otras entidades amigas, que propone reducir el uso del móvil y fomentar el juego de mesa como forma de entretenimiento y de tiempo en familia durante el verano. 

La campaña se denomina “Un verano sin luz azul” y tiene como objetivo promover un uso equilibrado de los dispositivos para que no perjudique su salud: el cuidado del sueño, la salud ocular, hacer ejercicio y actividades al aire libre. La campaña pretende también fomentar la vida familiar, el ocio y la diversión junto a los padres, hermanos y familia, porque el verano es el momento perfecto para recuperar esa diversión y tiempo juntos. 

La acción se apoya en los datos del último estudio realizado por Empantallados y GAD3 que valora el impacto de las redes sociales en la vida familiar. Este revela que el móvil es el rey de la casa para los más pequeños y los jóvenes y que a pesar de que el 84% de las familias aplica algún tipo de norma en su uso (horarios, restricciones o premios), muchos padres afirman que acaban cediendo antes sus propias normas.  

“Es necesario predicar con el ejemplo, si los padres llegan a casa o durante sus vacaciones y buscan refugio en conectar con sus móviles, esto no funciona. Es necesario dedicar tiempo a fomentar el ocio en la propia familia”, explica María José Abad, coordinadora de contenidos de Empantallados.

La mayoría de los padres piensan que si quitaran a su hijo las pantallas durante un tiempo prolongado, les generaría aburrimiento, irritación, frustración, ansiedad o rebeldía.

 A pesar de ello tres de cada cuatro creen que su hijo encontraría una actividad alternativa, frente a los que dicen que se encerraría en su habitación.

“Un verano sin luz azul” busca fomentar la educación digital tanto para padres como para niños. Como casi todo en la vida, la clave está en el equilibrio. Para saber llevarlo a cabo, la entidad propone diversas opciones de ocio para los más pequeños: lecturas, libros para colorear y juegos de mesa perfectos para jugar y divertirse en familia en verano. 

En concreto, Asmodee, empresa editora de juegos, ha colaborado con la entrega de tres juegos ideales para el verano: 7 Wonders, un juego de estrategia para construir civilizaciones y aprender a desarrollar ideas y formas de actuar; Jungle Speed, edición especial de verano, perfecto para llevarlo a la playa y a la piscina y empezar la competición y, por último Loopy Loopers, un juego antiestrés individual, cuyo tamaño permite llevarlo encima en cualquier momento y cuyos resultado y críticas están siendo muy buenas tanto de niños, jóvenes y adultos. Pero no son las únicas propuestas de Asmodee para potenciar los juegos de mesa en familia: 

Es la segunda vez que participamos junto a Empantallados en una campaña informativa y estamos muy contentos de volver a hacerlo. Para nosotros el juego de mesa es mucho más que entretenimiento, risas, diversión, se trata de pasar tiempo juntos a nuestros hijos y familiares, y eso algo que todos nos deberíamos obligarnos a hacer, y más en verano, cuando no hay excusas de trabajo”, explica Rocío Martínez, Directora de Marketing de Asmodee. 

La campaña, que estará activa durante el verano, desarrolla también un sorteo a través de Instagram, con el que los participantes pueden optar a conseguir las diferentes opciones de juego de mesa y entretenimiento que acompañan la campaña. 

Sobre Diana

Soy periodista, emprendedora, amante del teatro (sobre todo infantil) y de los buenos planes (en familia, en pareja, entre amigos, en solitario...). Un día, después de un montón de casualidades, decidí lanzarme a la aventura de poner en marcha mi propio proyecto profesional: Mamá tiene un Plan. Hoy, tengo dos peques (niña y niño) y muchas ilusiones, a los que dedico todo mi tiempo y energía. En el viaje me acompaña un hombre maravilloso (al que dedico menos tiempo del que me gustaría y quiero con locura) y una gran familia a la que adoro que hace posible que todo lo demás siga girando. @Diana_M_N

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *