¿Sabías que los juegos de mesa ayudan a combatir el estrés?

La pandemia nos ha hecho cambiar nuestra forma de vida: antes vivíamos pensando en la escapada que haríamos durante el fin de semana y ahora buscamos alternativas de entretenimiento y diversión para disfrutar del ocio en casa. Entre las restricciones de movilidad y la denominada “fatiga pandémica”, muchos profesionales de la salud informan que es clave refugiarse en el entretenimiento como distracción. Es por ellos que los juegos de mesa pueden convertirse en una forma de liberar el estrés y canalizar las emociones de una forma saludable.

A lo largo de este año hemos recuperado el tiempo en familia, amigos y/o compañeros de piso, el juego de mesa nos permite compartir dicho tiempo juntos, nos motiva, nos distrae y, sobre todo, nos anima. Cabe destacar que, además, los juegos de mesa, en función de su categoría, pueden ayudar a fortalecer la memoria y la rapidez mental. “Muchos estudios psicológicos lo confirman: jugar provoca niveles de estrés más bajos, más endorfinas (hormona de la felicidad) y productividad, además de una menor probabilidad de depresión y cansancio. Son ideales para conseguir desconectar y estimular la risa, que es el mejor antídoto saludable y natural”, explica Rocío Martínez, directora de marketing de Asmodee. 

El estrés y la ansiedad que padecen muchas personas a la hora de compaginar trabajo, familia, casa y covid es cada vez más notable entre la ciudadanía; de hecho, un estudio, realizado por la Sexta afirma que  el 74,7% de los españoles consultados asegura estar sufriendo la llamada “fatiga pandémica”: estrés, cansancio, aburrimiento agotamiento, etc. “Todos los días son iguales, no tengo ganas de nada, como si me faltase energía, no tengo motivación alguna”, indica una profesora del Instituto Fernando III de Córdoba. 

Los niños también obtienen infinitos beneficios con los juegos de mesa: ayudan al desarrollo de sus capacidades mentales, motoras y sensoriales, desarrollan la concentración y la imaginación, les muestra cómo resolver problemas y tomar decisiones, favorecen la socialización, refuerzan los vínculos afectivos y les enseñan a controlar su impaciencia. 

Juegos de mesa aptos para casi todas las edades

Son muchos los juegos a los que recurrimos en casa para pasarlo bien en familia, pero al tener una mezcla de edades bastante amplias (los peques se llevan 4 años entre sí), por lo que resulta fundamental que los juegos de mesa elegidos sean accesibles a todos, que las normas de juego no sean especialmente complicadas y potencien la creatividad de cada niño a su manera. Ya os hemos hablado varias veces de Asmodee y hemos sorteado aún más veces, pero hoy queremos hacer una selección de nuestros juegos favoritos de esta marca:

  • STORY CUBES

Es una potente máquina para crear historias que aumenta la creatividad y ayuda a desarrollar habilidades relacionadas con el lenguaje, permitiendo crear momentos inolvidables entre las personas de todas las edades que jueguen.

El juego consta de nueve dados y en cada cara de los dados hay una imagen diferente que puede ser un estado de ánimo, un objeto, un símbolo, un lugar, etc. ¡Tira los nueve dados y comienza a contar una historia utilizando todas las imágenes que hayan salido, después pásale el turno al siguiente jugador para que tire de nuevo y use los resultados para continuar la historia por donde la dejaste! El número de jugadores puede ir de 1 a 12 y el tiempo de partida es flexible, pudiendo añadir tú mismo reglas que hagan más emocionantes vuestras partidas.

Desde su primera publicación, Story Cubes ha creado muchas versiones especiales: Story Cubes Viajes, Story Cubes Acciones o Story Cube Fantasía. Todas las ediciones contienen el set de dados que pueden ser jugados individualmente o mezclándose con otras. Además, han creado expansiones desde héroes como Batman o Doctor Who a series míticas como Hora de aventuras que permiten al aficionado crear historias para sus sagas favoritas. 

  • CORTEX

Este es algo más complicado, así que lo recomendamos para mayores de 7 años. Se trata de un juego rápido de rompecabezas compuesto por ocho desafíos diferentes (memoria, laberinto, color, coordinación, repetición, frecuencia, razonamiento y táctil) que ponen a prueba la capacidad de concentración, rapidez, memoria y flexibilidad de cada uno. Se puede jugar de 2 hasta 6 jugadores que compiten en una carrera usando el mazo de cartas puesto boca abajo. 

El objetivo del juego es ganar la mayor cantidad de cartas y para ello tienes que ser el primero en tapar la carta en juego con la mano y dar la respuesta correcta. El reverso de la carta te indica qué tipo de prueba se va a jugar y cuando un jugador consiga tener dos cartas del mismo tipo de prueba podrá cambiarlas por una de las cuatro piezas del puzle cerebro, que ha de completarse si se quiere ganar la partida. 

Tiene diferentes versiones para cualquier tipo de público que pueden combinarse entre sí: Cortex Challenge 1,2 y 3, Cortex Kids 1 y 2 para los más pequeños, y Cortex Plus con una mayor cantidad de cartas. Este juego dinámico, entretenido y competitivo hará que te diviertas a la vez que aumentas tus capacidades mentales.

  • DOBBLE

Un clásico de Asmodee que gusta a niños de 4 años al infinito. Se trata de juego que fomenta la agudeza visual por medio de cartas con símbolos repetidos que deben encontrarse rápidamente. Es uno de los favoritos de las familias, un juego dinámico en el que prima la velocidad, la observación y la concentración de los jugadores, adaptable tanto para niños como para adultos, e ideal para cinco o seis personas. A pesar de que hay diferentes versiones, incluida la infantil, el Dobble clásico cuenta con cinco minijuegos para fomentar diferentes tipos de partidas entre los jugadores.

  • 7 WONDERS 

Otro para más mayorcitos: Se trata de un juego de dibujo de cartas que se juega usando tres barajas de cartas con representaciones de civilizaciones antiguas, conflictos militares y actividad comercial. Conquista, gobierna, gestiona y explota los recursos naturales de sus tierras, participa en la imparable marcha del progreso, desarrolla tus relaciones comerciales y haz valer su poder militar. Deja tu huella en la historia de la civilización construyendo una Maravilla arquitectónica que trascienda a través de los tiempos venideros.

  • JUNGLE SPEED

El clásico juego de rapidez, no apto para niños a los que les cueste aún controlar la frustración y no acepten perder, porque el ritmo les puede sobrepasar (aunque si no sois muy competitivos, también podéis bajar el ritmo).

  • EXPLODING KITTENS

Un divertido juego de estrategia con ilustraciones un tanto “macarras” que harán mucha gracia a vuestros peques. Aunque está indicado para mayores de 7 años, si vuestros niños están acostumbrados a los juegos de mesa, no les costará cogerle “el tranquillo” y os dará muchos buenos ratos. El objetivo es evitar coger la carta que nos hace explotar y, si podemos, que sea otro compañero quien lo haga. No se trata de un juego cooperativo, pero se puede jugar en parejas o equipos si a los peques les cuesta un poco con la ventaja de que no hay premio para el más rápido, lo que le hace más accesible para los más chiquitines que tardan un poco en reaccionar.

¿Habéis probado estos juegos? ¿Cuál es vuestro favorito? Contadnos…

 

 

Sobre Diana

Soy periodista, emprendedora, amante del teatro (sobre todo infantil) y de los buenos planes (en familia, en pareja, entre amigos, en solitario...). Un día, después de un montón de casualidades, decidí lanzarme a la aventura de poner en marcha mi propio proyecto profesional: Mamá tiene un Plan. Hoy, tengo dos peques (niña y niño) y muchas ilusiones, a los que dedico todo mi tiempo y energía. En el viaje me acompaña un hombre maravilloso (al que dedico menos tiempo del que me gustaría y quiero con locura) y una gran familia a la que adoro que hace posible que todo lo demás siga girando. @Diana_M_N

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *